La fruta que le falta a la piñata

Santuario de poesía que rinde culto al Genio del Lenguaje nacida en las inmediaciones de las tardes. Si te interesa compartir alguno de los post aqui publicados puedes usar los botones de redes sociales (twitter, Google Buzz, Facebook)para mandarlos automaticamente a tu servicio de red social que escojas. No olvides comentar, para bien o para mal.

Sonecto




Plumas de gavilán o paloma, cliché mío,
tan solo eso a mi subjetividad le basta
para saber hacia donde dirigir sus bríos
y donde surcando paz, el pensamiento labra

Mas no siempre realizada es dicha empresa
cuando los nombres en narcomantas se léen
cuando al final de mes no alcanza la remesa
cuando el ego de la realidad algo quiere

en infiel discurso va saltando la cabeza
el recuerdo consejeros manda por la tropa
y heme aquí, para decírtelo sin maleza

frente a frente, donde el destino toma nota,
¿cómo pides que de nosotros no me acuerde,
si al decir tu nombre me dueles en la boca?

Dr. Victor von Niebla
Hasta el fondo la Victoria