La fruta que le falta a la piñata

Santuario de poesía que rinde culto al Genio del Lenguaje nacida en las inmediaciones de las tardes. Si te interesa compartir alguno de los post aqui publicados puedes usar los botones de redes sociales (twitter, Google Buzz, Facebook)para mandarlos automaticamente a tu servicio de red social que escojas. No olvides comentar, para bien o para mal.

Ocho Venado


a la memoria de Las Lianas de Tin Tan

quien dijo que todo está perdido
yo vengo a ofrecer mi corazón
Fito Paez





Sin saberlo desperté y en mis bolsillos
por abriles me quedó luto de olvido
y las ganas de vivir lo que debiéramos
de lágrimas se inundó el destino

Sin saberlo desperté y la historia cambiaron
nada es la realidad a lo que me habían contado
pues me aventaron por fuerza al miedo del abismo
y caí redondito sin pensar lo que pude haber creado

Aunque no lo supe, sin saberlo desperté
y descubrí en mi ser la magia de mis manos
el poder de la palabra, veneno de mis labios
y un enorme corazón sin egos apegados

aunque remendado, sin distinción a diario comparto
a los niños, al hombre y mis hermanos

Dr. Victor von Niebla 
Hasta el fondo la Victoria

0 comentarios: