La fruta que le falta a la piñata

Santuario de poesía que rinde culto al Genio del Lenguaje nacida en las inmediaciones de las tardes. Si te interesa compartir alguno de los post aqui publicados puedes usar los botones de redes sociales (twitter, Google Buzz, Facebook)para mandarlos automaticamente a tu servicio de red social que escojas. No olvides comentar, para bien o para mal.

Pobrecito de Mi Mismo


Pobre del pendejo mismo que soy
ya pasando voy los veinte y nueve
Pobrecito, Dionisios, de mi mismo
los treinta la verdad no me apetecen

Pobre del pendejo mismo que he sido
desde las ramas el exterior comprende
pobrecito, beodo Orfeo, de mi mismo
aún con cuerdas de oro el dolor no cede

Pobre del pendejo mismo que seré
el futuro para mi, así nomas no tiene
pobrecito, de querer el verbo no quiere
no se habla el poder, ¿orden se puede?


Dr. Victor von Niebla
hasta la victoria siempre


quizá no tenga corazón

quizá no tenga amor que me consuele

1 comentarios:

Rodrigo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.